Es posible que la información que hayas recabado sobre el Coaching te haga considerarlo como una opción, o incluso, en tu empresa podrán haberte asignado un Coach, no obstante, es importante que revises si tú te encuentras en condiciones de participar en un proceso de esta naturaleza, por lo que te comparto estas preguntas sugeridas por los expertos de OlaCoach.

g11

Responde a las siguientes preguntas con un “Sí” o un “No”:

  1. ¿Tengo todo el tiempo necesario para invertir en mí?
  2. ¿Soy capaz de crear y mantener compromisos para trabajar en un proceso de Coaching?
  3. ¿Reconozco que hay una brecha entre donde estoy ahora mismo y donde quiero estar?
  4. ¿Cuento con la disposición para realizar el trabajo necesario para llegar donde quiero llegar?
  5. ¿Tengo el firme deseo de parar o cambiar mi comportamiento actual que me limita para tener el éxito que busco?
  6. ¿Me siento con la fuerza y disposición para intentar cosas nuevas incluso sin la certeza de que vayan a funcionar?
  7. ¿Considero al Coaching como una disciplina apropiada para realizar los cambios que deseo hacer en mí?
  8. ¿Tengo la paciencia necesaria para tomar acciones consistentes hacia mis metas, sin tener en cuenta los resultados inmediatos que puedan ocurrir?
  9. ¿Cuento con el apoyo necesario para realizar cambios importantes con la máxima facilidad posible (de mi familia, de la estructura de la empresa, de mis amigos u otras personas)?
  10. ¿Tengo la disposición de invertir el tiempo y el dinero necesario para perseguir mis objetivos?

 

Si has contestado que “No” a dos o más preguntas, es probable que aún no estés listo para un proceso de Coaching, y debas realizar algunos ajustes antes de entrar en un proceso de esta naturaleza con un Coach.